(Entrevista) Llega el Festival Colombia Canta y Encanta
junio 25, 2018
(Entrevista) Radiografía del uso de la bicicleta en Bogotá
junio 26, 2018
Mostrar todo

Mujeres pueden acceder licencia de conducción en Arabia Saudita

El domingo 24 de junio dejó de ser prohibido que las mujeres de Arabia Saudita pudieran conducir y este paso, a un cambio constructivo, hizo que la Formula 1 celebrará convocando a Aseel al-Hamad como primera y única representante de su país ante la Comisión de Mujeres en la FIA, dándose una vuelta de honor en un coche de competición de Renault en el Gran Premio de Francia.

Hasta este día las mujeres dependían de un hombre para manejar un automóvil, sin embargo, gracias a la iniciativa de Mohamed Bin Salmán, ellas derribaron este muro social, para modernizar el país, debido a que era el único en donde no era legal que el público femenino tuviese el derecho a conducir por las carreteras.

Pese a que no ha sido una tarea fácil, el hecho de desarrollar tácticas políticas y deportivas para crear proyectos que contribuyan a la participación de las mujeres, Aseel tuvo la oportunidad de manejar bajo la supervisión de los ingenieros de Renualt en el Paul Ricard, el circuito escogido para este suceso importante para Arabia Saudita.

Después de estar orgullosa del acontecimiento, Aseel al-Hammad expresó: “Me encantaron las carreras y el automovilismo desde una edad muy temprana y conducir un coche de Fórmula 1 va más allá de mis sueños y lo que pensé que era posible”.  Espera que hacerlo el día en que las mujeres puedan conducir en las carreteras del Reino de Arabia Saudita muestre lo que pueden hacer si tienen la pasión y el espíritu para soñar.

 

 

En el reino conservador islámico, más de 120.000 mujeres iniciaron la gestión para obtener sus primeras licencias de conducir, de este modo, tendrán la posibilidad de manejar. No obstante, aun no permiten que sus ciudadanas se matriculen en la universidad, abran una cuenta bancaria, tengan un trabajo remunerado, obtengan un pasaporte o dejen de utilizar la burka sin previo consentimiento de su padre, marido, hermano o tutor, entre otras cosas que prohíben en este país.